martes, 2 de febrero de 2010

Clase del lunes 1 de febrero


Aquí escribo como una semana más el comentario de la clase del pasado lunes. como ya dije en mi anterior comentario, (el de la semana pasada), este lunes vendrían 6 profesores del centro a contarnos su experiencia cuando fueron universitarios. Al final vinieron sólo 5 porque Ximena, una de las profesoras que iba a venir a la cita, estaba enferma y tuvo que quedarse en casa. Comenzó a hablar Alonso, profesor de Física y Química:

Lo que nos contó es que el tenía muy claro que lo que quería era estudiar algo de ciencias, por lo que escogió la física. Se fue a estudiarla a Granada, y con él se fueron 6 compañeros más que conocía de casi toda la vida. El recuerdo de su carrera es una carrera dura con mucha gente rara. Dijo que el estar sin madre le enseñó a madurar y a hacer las cosas por si sólo. Cuando llegaron los primeros exámenes, de 4 aprobó medio, pero acabó aprobandolo todo en junio. Aparte de que la gente con la que se desenvolvía era gente rara, amistó con mucha gente nueva. Como consejo nos dijo qu el primer año debemos soportar como sea la angustia y los tirones de volver a casa.

Explicó que esa etapa es muy impornate porque te abre la mente, pero la vida de estudiante es muy dura, aunque también hay momentos de diversión como las fiestas en el piso. Para finalizar nos aconsejó que tenemos que intentar estudiar una carrera.

A Alonso le tomó la palabra Antonio Pan, profesor de Matemáticas:

Contó que su carrera fue una balanza entre la diversión y las fiestas, y los largos ratos de estudio. Desde pequeño tuvo claro que quería estudiar matemáticas, y después de dudar un poco, se fue a Puerto Real, a estudiarlas. No dió una buena opinión de dicha facultad, y nos acnsejó que si alguno queríamos estudiar matemáticas, que fuéramos a cualquier otro sitio. Al principio, como todos, lo pasó mal. Contó que los prfeosres de la universidad no son iguales que los del instituto, son peores y que en la universidad, cada asignatura que apruebas, (por lo menos al principio), es motivo de fiesta. Además añadió que la mayoría de las veces lo vamos a pasar mal porque hay que estudiar mucho; y que vivir solo es una "putada", porque se pasa mal sobre todo al principio; aunque también hay momentos de risas y dievrsión, como la anécdota que nso contó de la "guerra de tartas". Por ello, en general la vida en el piso es impresionante, ya que en las fiestas organizadas en él se pueden entablar conversaciones, hablar, discutir.... no como en una discoteca. Para sus padres fue un gasto grande; y dijo que la universidad es un cambio de "roll", ya que en la facultad puedes borrar todo lo estuidado y empezar de nuevo. Más importante que las notas son las actividades extraescolares, y lo más importantea la hora de buscar la carrera es la vocación de trabajo, no la del estudio. Para finalizar su consejo fue que la universidad te enrriquece como hombre.

Luego, habló Pedro Callealta, profesor de Física y Química, al igual que Alonso:

Estudió química en Puerto Real, y no tuvo que vivir solo ya que como vivía cerca pues iba de su casa a la universidad a estudiar, por medio de todo tipo de transporte: autostop, en remolques de camiones, en furgonetas de pescado... etca. Estudió química ya que le gustaba y estaba cerca de su casa. En su opinión, Cou era más difícil que 1º de carrera. Al igual que Antonio nos confirmó que los prfesores en la universidad no son grandes figuras, por lo menos la mayoría. Aprendió a juagr al billar y a hacer autostop. Añadió que los libros requeridos eran (y son) muy caros, y que tuvo que ir a la biblioteca frecuentemente. En resúmen, para él la facultad no supuso un contínuo periodo de estudio, y sus mejores amistades las entabló en la universidad.ç

A Pedro le siguió Antonio, el actual Jefe de Estudios, y profesor de Matemáticas:

Hijo de militares, convivió 11 años entre ellos; como es normal, quiso ser militar, al igual que sus padres, pero terminó estudiando física en Sevilla. Dato curioso es el que casi el 100% de sus amigos de entonces estudió una carrera. Cuendo llegó a Sevilla, se fue a una residencia militar, y entre los residentes había muchos tipos de estudiantes: ingenieros, físicos (como él), estudiantes de bellas artes...

Su primer exámen duró 4 horas y media, y sacó un 0'25. Su mayor consejo hacia nosotros es que nos vayamos a estudiar lo más lejos posible de casa. Repitió curso, y le gustó repetir. Dijo que recuerda muchas fiestas y muchos bares, pero por ello no supo compaginar tanta fiesta con los estudios y tuvo que acabar la carrera en su casa "entre lágrimas". Para finalizar, nos dejó otro consejo: que nos vayamos a estudiar fuera de casa y que sepamos llevar a la vez las fiestas y los estudios (cosa que el no supo hacer).

La última fue Nathalie, profesora de Francés, y francesa de nacionalidad:

Contó que estudió en el norte de Francia, y no en España. Para ella la universidad fue un mundo completamente nuevoy lo de vivir sola no le fue muy mal porque desde pequeña había destacado por su madurez. Explicó que la madurez que se adquiere en esos años rompe el lazo que nos hata a nuestra familia y nos hace independientes y más libres. Estudió filosofía en el norte de Francia, como ya dijo antes e iba a su casa una vez cada 15 días, en tren. Sus mejores amigos, (como dijeron la mayoría de los otros profesores citados), son de esa época; y su primera beca fue para venirese a España. Añadió que las relaciones profesores-alumnos no tiene nada que ver con el institutoy había clases incluso de 3 horas con el mismo profesor, y los libros había que comprarlos, además de tener que coger los apuntes al vuelo y como se pudiera.

Bueno, esto es todo por esta semana y espero que a nosotros nos vaya igual de bien que a nuestros profesores, y que algún día podamos contar nuestra propia experiencia. Un saludo.

1 comentario:

  1. En cuanto a la foto, es una yegua dando de mamar a un potro, como se puede apreciar. La saqué en el campo este verano.

    ResponderEliminar